Fumadores de hookah inhalan más químicos tóxicos que fumadores de cigarrillo

La hookah es utilizada para fumar un tabaco especial por medio de una característica pipa de agua. El tabaco de la hookah se calienta indirectamente con carbón ardiente que filtra el humo por medio de un tazón de agua.

Fumar hookah tiene un impacto perjudicial en el ritmo cardíaco y en la presión arterial, y se han establecido conexiones entre fumar las mangueras características de este artefacto con un mayor riesgo de enfermedad coronaria. Por si no lo sabías, los fumadores de hookah inhalan niveles más altos de sustancias químicas tóxicas que los fumadores habituales de cigarrillos.

Los fumadores de hookah están expuestos a más humo y altas concentraciones de partículas durante una sesión de 30 minutos que alguien que fuma un cigarrillo.

También hay una serie de otros productos químicos potencialmente dañinos en el humo de la hookah, muchos de los cuales se encuentran en niveles excesivamente elevados que en el humo del cigarrillo, incluidos la nicotina, contaminantes del aire, partículas, productos químicos orgánicos volátiles, hidrocarburos aromáticos policíclicos, acroleína, plomo, cadmio y arsénico… Así que antes de fumar hookah te recomendamos pensarlo dos veces.

El humo de la hookah contiene sustancias nocivas “como las explicadas anteriormente”, y la Asociación Americana Del Corazón  recomienda firmemente evitar el uso del tabaco en cualquier forma.

Desde la primera fumada de hookah inmediatamente puedes sentir mareos y un incremento anormal del los latidos del corazón. Para una persona con problemas cardíacos o de asma, esto puede ser un detonante para padecer un ataque cardíacos o una crisis de asma.

En conclusión tanto el cigarrillo como la hookah son perjudiciales para la salud y con el paso del tiempo terminan deteriorando nuestro organismo severamente.

Sácale el máximo provecho a la información que te acabamos de proporcionar y tenga siempre presente que la salud es lo primero y no tiene precio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *