Después de esto comerás Chayote todos los días

El chayote también conocida como tayota, es una fruta y no un vegetal, como muchos piensan. El chayote posee múltiples beneficios nutricionales, tales como alto contenido en antioxidantes, vitaminas y pocas calorías; además de que mejora la circulación y ayuda a tratar enfermedades como la diabetes, dolencias en el estómago, y por su efecto diurético evita la retención de líquidos en el organismo.

Antes de continuar con este articulo por favor dime en los comentario ¿como es conocido este alimento en tu país?

El chayote es rico en vitamina A, vitamina B, y vitamina C. Contiene un nivel muy bajo de calorías, lo que la hace ideal en dietas de adelgazamiento. Además posee alto contenido en calcio y aminoácidos esenciales.

Debido a su sabor, olor y textura, el chayote es considerado por muchos como un alimento insípido e inconsistente, sin imaginar el gran valor nutricional y sus excelentes propiedades a la salud.

El chayote retrasa el proceso de envejecimiento, ya que nos protege de los radicales libres, regula los síntomas de hipertensión arerial, además tiene un efecto antiinflamatorio en el organismo.

Las hojas del chayote son empleadas en remedios, mientras que las raíces pueden comerse. El chayote aporta apenas 22 calorías, no tiene grasas saturadas ni colesterol, es rico en fibras, calcio, hierro, potasio, carbohidratos, proteínas y aminoácidos esenciales muy beneficiosos para la salud.

El chayote contiene gran cantidad de hierro, lo cual es bueno para reducir la anemia, regula los niveles de azúcar en la sangre, lo cual es algo estupendo para las personas que padecen diabetes, Posee calcio, ayudando a fortalecer los huesos, ayuda a depurar toxinas, ayuda a metabolizar las proteínas gracias a su contenido de magnesio y potasio, ayuda con la buena circulación del organismo, entre otros tantos beneficios que nos ofrece este excelente alimento.

El chayote se puede consumir crudo y rallado en cualquier tipo de ensaladas. También lo puedes comer crudo con zumo de limón y aceite de oliva. Se puede preparar hervido ligeramente, luego se corta en rodajas, se cubre todo con tomate, pimienta y queso, y se pone en el horno. Estas son algunas de las tantas formas de consumir este delicioso alimento.

Sácale el máximo provecho a esta información y ten siempre presente que la salud es lo primero y no tiene precio… Muchas gracias y hasta otra próxima entrega.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *